VER TODAS
Usted está en: Inicio  Avances en la implantación de un proyecto de mejora genética en dorada en la empresa Cupimar

Avances en la implantación de un proyecto de mejora genética en dorada en la empresa Cupimar

Fuente: | 14/02/2012

Extracto del artículo publicado en Revista Alimentaria nº429 de diciembre 2011-enero 2012


Autores: Alejandro Merlo, Irma Sánchez Ramos, Ismael Cross, Alfonso Vidaurreta(1), Gonzalo Martínez(2), Laureana Rebordinos. Área de Genética, Facultad de  Ciencias del Mar y Ambientales, UCA 11510 Puerto Real, Cádiz. Grupo BIO 219 adscrito al Instituto Andaluz de Biotecnología (IAB) Dirección de contacto: laureana.rebordinos@uca.es
(1) Cupimar S.A., 11100 San Fernando, Cádiz
(2) ICMAN-CSIC, 11510 Puerto Real, Cádiz


La acuicultura es una actividad relativamente reciente, por lo que los programas de mejora genética de especies  acuícolas no han sido extensamente aplicados. Sin embargo, el valor de la producción acuícola en 2008 ascendió a mas de 98 mil millones de dólares y ha continuado mostrando un fuerte crecimiento,  aumentando a una tasa anual del 6,2 por ciento. Hasta el momento, solo se han documentado programas de mejora genética en salmónidos, ciprínidos y otras especies, como la tilapia, y también en crustáceos.

Actualmente, otras especies se están cultivando bajo algún tipo de selección genética que permitan mejorar los caracteres más deseados. Así, los programas de mejora comparten como objetivo mejorar aquéllos relacionados con el crecimiento, la resistencia a enfermedades, la ausencia de deformidades y la calidad de la carne.


Entre los peces, la dorada (Sparus aurara, L. 1758) es un teleósteo perteneciente a la familia Sparidae. Se distribuye a lo largo de las costas del Atlántico oriental, desde Inglaterra hasta Mauritania, incluyendo las costas del Mar Mediterráneo, Mar Negro y Mar Rojo. Se trata de una especie hermafrodita proterándrica, de manera que los individuos son machos hasta el final de su primer año de vida y, posteriormente, a los dos años de edad,  revierten a hembras. La dorada, al igual que otros animales de regiones templadas, presenta un crecimiento marcadamente estacional. Se cultiva en casi todos los países mediterráneos, en centros de reproducción (hatcheries), que producen huevos y larvas a partir de individuos reproductores  en condiciones muy controladas. Se comercializa, fundamentalmente, fresca y, en ocasiones, congelada (entera y eviscerada). La dorada de cultivo no presenta estacionalidad, pudiéndose comercializar todo el año. Es una de las especies cultivadas más importantes en la región mediterránea, donde los principales países productores son Grecia, Turquía y España. La fuerte competencia ente las empresas productoras y el aumento de la producción ha hecho que los precios de venta caigan, lo que, a su vez, ha reducido notablemente los márgenes de beneficio de las empresas que, en muchos casos, han sido reducidos a niveles insostenibles. Por esta razón, las mejoras en los sistemas de cultivo se han convertido en esenciales, además de ser imprescindibles los programas de mejora genética que reduzcan los costes........


Para leer el artículo completo vea Revista Alimentaria nº429 de diciembre 2011-enero 2012

Publicidad